Cinder

jueves, abril 7


Título: Cinder
Autora: Marissa Meyer
Páginas: 409
Editorial: VyR Editoras

Gracias a la editorial por el ejemplar :D

Había una vez...una historia de una chica humillada y maltratada por su madrastra. 
Pasaron los años, pasaron los siglos, pero la historia de humillación parece no pasar jamás.


Luego de la devastadora Cuarta Guerra Mundial, humanos y androides se apiñan en las calles de Nueva Beijing. Una enfermedad mortal está arrasando la población. Y desde el espacio, la reina lunar observa cómo la peste lo va devorando todo, confiada en lograr el control del planeta.
 Cinder tiene 16 años y trabaja como mecánica. Su pasado es un misterio; su presente no puede ser peor, bajo la tutela de su madrastra, que la denigra constantemente. Hasta que su camino se cruza con el del príncipe Kai, y se ve en medio de un conflicto intergaláctico y de un amor imposible.
Atrapada entre la peste y un gran secreto,no sabe si escoger la libertad o la inmolación, hasta que ya no puede elegir. Sin embargo, ella es especial. Ella es la única salida. Después de todo, así son los cuentos de hadas...



Ya tenía un rato babeando por estos libros, ya que con solo ver esas hermosisimas portadas, me quede intrigada, y más por la adaptación mecánica de una Cenicienta futurista. 

Todo comienza con Cinder, una cyborg (mitad humana, mitad robot), que se ve...podría decirse que encarcelada por su madrastra Adri. Y ya sabemos que la madrastra de Cenicienta jamás la quiso, aunque los motivos de la historia original son muy diferentes en esta nueva adaptación.



El entorno en el que se escenifica esta historia es muy futurista, donde los aerodeslizadores han ocupado el lugar de los autos y rara vez se encuentra algo que no tenga incluído algo tecnológico. Incluso los humanos son rastreados con chips identificativos incrustados en sus muñecas.

La Comunidad en la que se vive, está siendo atacada por una peste de letumosis, que en un principio no se sabe con exactitud qué la causa, y lo demás no voy a revelarlo (ñeque ñeque). Así pues, cuando la hermanastra y única amiga de la protagonista, enferma, Adri decide ofrecerla como...conejillo de indias a los científicos que intentan encontrar una cura para esta enfermedad mortífera. Hecho esto, le darían dinero a cambio de sus servicios como ciudadana, y no había garantía de que Cinder sobreviviera a todas las atrocidades que le harían en los laboratorios.

En este libro encontré bastante crueldad hacia una chica imperfecta físicamente hablando, precisamente por lucir de ese modo, pues creen que no tiene sentimientos. Además, de que su madrastra la culpa por que su familia se haya destruido, pues su esposo (y padrastro de Cinder), murió.

Cinder tiene un taller mecánico, donde arregla cualquier tipo de cosas tecnológicas que le pongas enfrente. Así que, cuando el príncipe Kai entra en escena, cualquiera esperaría que fuera un muchacho de alto rango, que...
a) Es super mimado, un cabrón que no quiere seguir las reglas de nadie y está consciente de lo guapo que es.
o...
b) Está harto de la fama, de tener que lidiar con los problemas del país y quiere una vida normal y relajada (tiempo libre, pues).

Bueno, ustedes me entienden, uno siempre espera encontrarse con este tipo de cosas típicas relacionadas con la realeza o la fama. Pero NO FUE ASÍ. No esta vez, y estoy muy agradecida de ello.
Aquí tenemos a un líder, aunque al principio tuve la impresión de que era un baboso que sólo ocuparía un espacio de más en la historia y tendría una personalidad bastante sonsa que no enamora ni a una mosca. Pero...


Sí...Kai logró...Ufff...Un galanaso, la verdad. Y lo cierto es que he estado haciendo algunas comparaciones (no sé por qué), con la Reina Roja. Y bueno, esto sin duda es muchísimo más original y mejor elaborado que dicho libro.

Cinder siempre creyó que el príncipe no tenía nada de especial, no le emocionaba ni sentía ningún tipo de emoción cuando escuchaba a sus hermanastras hablar sobre él. Sin embargo, todo cambia conforme los encuentros entre ellos van en aumento.

Aunque yo esperaba más. Es decir, no sabía exactamente con qué iba a toparme, pero me intrigaba demasiado cómo es que sería el físico de una Cenicienta...robótica (si tendría injertos de piel, si sería completamente metálica, bla bla bla). Por cierto, la chica siempre va a tratar de que Kai no vea sus extremidades de cyborg, pues tiene miedo de su reacción.

Nuestra protagonista tiene un pasado...¿le diremos oscuro? Está bien, tiene un pasado oscuro que podría ser al mismo tiempo desastroso.

El príncipe Kai suele ser bastante maduro a sus escasos 19 años y tiene muy presente que cada decisión que tome, la Comunidad va a sufrir las consecuencias (tanto buenas, como malas). Una cualidad que he advertido en ambos personajes (Cinder y Kai), es que ambos son muy decididos, pues saben poner por encima de sus sentimientos y su propia vida, el bienestar de los demás.
No obstante, hay actitudes que ella toma, que sinceramente me hacen perder la paciencia, créanme que me han dado ganas de meterme en su cuerpo y contestar a todas esos insultos que Adri le decía. En ese aspecto, Cinder es muy atarantada.

La actitud de la Reina Levana, que toma un papel un poco más secundario en esta historia, es bastante petulante, egoísta, y sin lugar a dudas inmaduro y cerrado de mente. Aunque estoy segura de que nadie concuerda con sus pensamientos. Pero no sólo ella tiene estas características, sino también Pearl y Adri.

Y como siempre pasa, me he puesto en los zapatos de ésta última mujer y he llegado a la conclusión de que ha habido algunas cosas que suenan coherentes, y que a los ojos de una adolescente...son cosas que no deben ser. Pero, siempre le he dado mi manita arriba a Cinder, pues si al menos le hubiesen dado un pie de repuesto, todo hubiese sido un poquito más soportable, ¿no?, ya que la muchacha tiene que sacar adelante a una familia (si es que se le puede llamar así) de cuatro integrantes.

Ha habido partes de la historia en donde me aburrí y por consiguiente me desesperaron bastante (me atrevo a decirles que quería dejarlo de lado), pero me armé de valor y no me arrepentí de haber continuado, pues cada aburrimiento ligero que pasé en algunas ocasiones, la autora lo repuso con acontecimientos espectaculares, que no han sido necesariamente de acción para dejarte petrificado y con una cara de embobada.

El libro está escrito en tercera persona, no es necesario que sepas un vocabulario mecánico para seguir la lectura y correr con los personajes, aunque sí me trabé un poquillo en la descripción de algunos aparatos (pero no importa demasiado).

Me encariñé bastante con Cinder, me enfurecí con Adri, me fastidié con Levana, morí con Peony y reviví con Kai. Si esto no es suficiente para despertar su interés, entonces no sé qué están esperando.

La trama es perfecta, no tiene gran ciencia si uno se pone a analizar, pero siento que le faltó algo más. Me desilusionó bastante la escena del baile anual, ya que esperaba algo...ugh,más propio de una Cenicienta.

Si estás buscando la típica historia con un final feliz, y acontecimientos que giren en torno a un romance, este no es el libro.

Sin embargo, encontraremos que el libro está dividido en cuatro partes, y cada una de ellas está relacionada con algunas frases del clásico cuento de la original Cenicienta.



CALIFICACIÓN
4/5


Espero que sigan al pendiente del rumbo que van tomando mis lecturas en Facebook, ya que a veces publico fotos en donde puedo alagar o abuchear un libro.



L o n d r e s.


2 comentarios:

  1. ¡hola!

    Me ha gustado mucho la reseña, me anima a leer la saga, que de todas formas ya tenía pendiente desde hacía un tiempo y que creo que no va a tardar demasiado en caer.

    ¡besos!

    ResponderEliminar
  2. Hola! Este libro está en mi libros pendientes por leer hace bastante tiempo jeje
    Saludos.

    ResponderEliminar

Gracias por tu visita, agradecería tu opinión. Aunque no responda, ten por seguro que te leo ;). Con cariño, Londres.